Junta Histórica

Volver a Primera

Referentes de un momento histórico. Retornar a Primera para nunca más dejar ese lugar de privilegio.

El 20 de noviembre de 1943 Vélez goleó por 5 a 2 a Dock Sud y selló su retorno a Primera División tras tres temporadas en la segunda categoría. Aquel fue el mojón inicial de la resurrección del Club y el comienzo de una etapa de notable crecimiento deportivo e institucional que se sostiene hoy con 77 años de corrido en la máxima división.

Vélez descendió a Segunda en 1940, corolario de una campaña muy discreta a lo largo del campeonato, cuestión que no difumina la mancha de sospecha que enlodó el bochornoso cruce protagonizado por Atlanta e Independiente. Las sospechas que se cernieron sobre ese vergonzoso duelo que encontró victorioso a los de Villa Crespo por 6-4, tuvieron su correlato en realidad unos meses después: José Battagliero, la figura bohemia, fue cedido sin cargo a la Institución de Avellaneda.

Consumado aquel doloroso momento, arrancó el camino en el siempre duro ascenso. En 1941, Vélez finalizó 4°, pero a 18 puntos del Campeón, Chacarita Juniors, y al año siguiente fue Rosario Central quien se quedó con el título, mientras que el Fortín se ubicó en el tercer puesto.

Avanzado 1942, Victorio Spinetto se hizo cargo del plantel en lugar de Domingo Tarasconi. La contratación de Don Victorio obró como un puntal anímico para el grupo de jugadores. El nuevo entrenador promovió a varios juveniles y comenzó a armar la base para ir en busca del anhelado ascenso.

Así llegó 1943, un año muy especial para la historia velezana. El 11 de abril se inauguró el nuevo Estadio con un meritorio empate frente a La Máquina de River, y seis días más tarde se produjo la presentación oficial en el torneo, por los puntos. La dirigencia había reforzado la plantilla para apuntar al campeonato: Blas Angrisano, Marco Aurelio, Víctor Curutchet, Eduardo Heisecke, Osvaldo Bottini y Héctor Cuenya, entre otros, se sumaron a Miguel Rugilo, Armando Ovide, Alfredo Bermúdez y Juan José Ferraro, algunos de los pibes surgidos de la cantera y promovidos por el ojo clínico de Spinetto.

El debut fue triunfal, 3-2 sobre Tigre como visitante, pero en los primeros episodios, un par de caídas, ante All Boys y Almagro, hicieron tambalear las esperanzas. Sin embargo, a partir de la 8ª jornada, una racha de 12 encuentros sin traspiés depositó a la formación de Don Victorio en lo más alto de la tabla, posición que no dejaría de ocupar en lo que restaba del campeonato. Apenas un tropiezo más, ante Unión en la fecha 20, y tras este otra serie exitosa que redundó en 14 cotejos invicto, encaminaron al Fortín a quedarse con el título y el ascenso. Las siete unidades de ventaja sobre el escolta tatengue, fueron un manifiesto reflejo de la superioridad abrumadora sobre el resto de los equipos y el arrollador andar demostrado durante todo el campeonato. 

El 20 de noviembre, a tres compromisos para la conclusión del certamen, Vélez goleó 5 a 2 a Dock Sud en cancha de Ferro y se aseguró el festejadísimo retorno a la Primera División del fútbol argentino.

La alineación escogida por Spinetto para aquella inolvidable tarde fue: Miguel Rugilo; Víctor Curuchet y Alfredo Costa; Héctor Cuenya, Horacio Herrero y Armando Ovide; Eduardo Heisecke, Marco Aurelio, Juan José Ferraro, Alfredo Bermúdez y Ángel Fernandez. Los goles fueron marcados por Ángel Fernández, a los 13 minutos del primer capítulo, y en el complemento, rubricaron la faena Alfredo Bermúdez a los 9, Juan José Ferraro a los 15 y a los 18, y cerró la cuenta Marco Aurelio a los 21.

Finalmente, el excelente recorrido velezano abarcó 34 partidos, con 24 triunfos, 7 empates y 3 derrotas, 81 goles a favor y 34 en contra. Juan José Ferraro fue el goleador con 28 tantos y Armando Ovide fue el único futbolista con asistencia perfecta.

Una síntesis de la alegría que provocó, en propios y extraños, el éxito fortinero, pudo leerse en un artículo de la Revista "El Gráfico" publicado días después de la conquista: “El retorno de Vélez Sarsfield significa un acontecimiento grato para el fútbol. Trae consigo el concurso entusiasta de una barriada extensa y populosa”.

Nada más merecido, el Fortín volvía a ser de Primera, la categoría que nunca debió haber abandonado y nunca más abandonó dado que luego de Boca Juniors, hoy en día, Vélez es la Institución con mayor cantidad de años de permanencia en Primera. Una distinción que es bandera y orgullo que no muchos pueden ostentar.

LOS CAMPEONES
  • Blas Angrisano
  • Marco Aurelio
  • Alfredo Bermúdez
  • Osvaldo Bottini
  • Jorge Cano
  • Alfredo Costa
  • Héctor Cuenya
  • Víctor Curuchet
  • Emilio Díaz
  • Salvador Di Bella
  • Ángel Fernández
  • Juan José Ferraro
  • Simón Fredotovich
  • Adriano Garrone
  • Eduardo Heisecke
  • Horacio Herrero
  • Luis Orué
  • Armando Ovide
  • Pedro Perrote
  • José Pisauri
  • Miguel Rugilo
  • José Scorzo