Institución

Somos Rock, Somos Vélez

El Amalfitani, monumento del fútbol y la mejor música.

El estadio José Amalfitani ha sido, es, y será, el escenario preferido por bandas y solistas de rock para la realización de shows multitudinarios. Un templo para escuchar y disfrutar música de la buena.

Queen, el cuarteto liderado por el genial Freddie Mercury, presionó el botón de START -con sus inolvidables y conmovedores recitales desarrollados el 28 de febrero, y el 1° y el 8 de marzo de 1981-  y le dio arranque a una serie de innumerables conciertos protagonizados por figuras incuestionables de relieve internacional y nativo.

Agrupaciones foráneas de variados géneros, en la cúspide de popularidad, como YES, INXS, UB40, Erasure, Nirvana, Duran Duran, Metallica, Aerosmith, Ramones, Red Hot Chili Peppers, Roxette, Guns N´Roses, Linkin Park, One Direction, Kiss, No Te Va Gustar, Black Sabbath o Foo Fighters, entre muchas otras, montaron sus estructuras instrumentales, sus parrillas de luces y demás elementos escenográficos sobre la alfombra verde velezana, que también pisaron con autoridad stars de la talla de Bon Jovi, Brian May, Keith Richards, Santana, Peter Gabriel, Robert Plant, Sting, Nina Hagen, Whitney Houston, Sheryl Crow, Roger Waters, Bob Dylan, Rod Stewart, Elton John, Stevie Wonder y un etc etc, quienes desplegaron su talento sobre la gramilla del Fortín y emocionaron a los fanáticos con su arte.

Créditos y referentes innegables del Rock local también dejaron su huella en el Amalfitani. Reviven en la memoria las presentaciones de ZAS, Luis Alberto Spinetta, Virus, Sumo, Soda Stereo, Rata Blanca (primera formación de Heavy Metal nacional en llevar a cabo un espectáculo en un estadio), Charly García, Los Piojos, Ciro y Los Persas, Los Auténticos Decadentes, Divididos, Caballeros de la Quema, La Renga, Adrian Barilari, León Gieco o Viejas Locas, y esto es apenas un superficial repaso del largo listado que registran los archivos históricos.

Esas galas en Vélez significaron un mojón, un hito trascendente en la trayectoria de estos músicos, una ratificación de sus poderes de convocatoria y un antecedente a subrayar dentro de sus carreras artísticas.

El aforo, la ubicación privilegiada y estratégica, la acústica adecuada, la comodidad en los ingresos y la rapidez en las desconcentraciones, son los argumentos que esgrimen los productores para escoger a nuestra casa como el ámbito ideal para la concreción de estas citas que albergan a millares de personas, ávidas de deleitarse con sus artistas favoritos.

Un aura rockera sobrevuela Liniers desde aquella actuación memorable de Queen, pronta a cumplir cuarenta años. Resuenan sobre el barrio y sus adyacencias los ecos de las bendecidas voces de Mercury, Whitney Houston o Barilari; la impronta de los orientales de No Te Va a Gustar, comandados por Emiliano Brancciari; los acordes de las guitarras de Santana o May; la poética de Dylan y Spinetta; la potencia arrolladora de Metallica, Kiss, Divididos, Ramones o Aerosmith; la solidez interpretativa y las melodías de Sting, Stevie Wonder, Plant o Gabriel; el carisma envolvente de Andrés Ciro Martinez o Bon Jovi; todos cobijados por el cemento del Amalfitani, que late y seguirá latiendo al ritmo que le imprimen estos monstruos.

SOMOS VÉLEZ, SOMOS ROCK.

THE SHOW MUST GO ON


QUEEN - 1981


NTVG - 2015


RATA BLANCA - 1991


LOS PIOJOS - 2004


CIRO Y LOS PERSAS - 2016